GASTRONOMÍA COLOMBIANA tradición y mestizaje
Revistas Life (124 articles)
0 comments
Share

GASTRONOMÍA COLOMBIANA tradición y mestizaje

La gastronomía colombiana es producto de la mezcla de tres etnias principales que poblaron el territorio: indígenas, españoles y africanos. Este mestizaje de ne la identidad cultural y poblacional de este país, existiendo una gran variedad de platos típicos que responden esencialmente a una simbiosis de estas tres culturas.

El patrón alimenticio de los pobladores prehispánicos estuvo marcado, principalmente, por el consumo de productos nativos provenientes de la agricultura y la caza, dentro de los cuales predominaban una variedad de tubérculos y frutas.

Entre los siglos XVI y XIX a raíz del descubrimiento de América, nuevos ingredientes fueron incorporados en la dieta indígena, formando las bases de la cocina andina colombiana. Arroz, leguminosas, carnes de diferentes animales, azúcar, trigo, verduras y especias, así como nuevas técnicas de preparación mediante utensilios de peltre son algunos de los aportes españoles más importantes a la gastronomía.

El tercer aporte valioso llega con los africanos traídos en la época de la colonia para trabajar como esclavos en las minas y los cañaverales. Técnicas de cocción como las frituras, preparaciones como los dulces en con tura, cereales apilados, salsas, comida de mar y tubérculos como el ñame y el plátano, se amalgaman con el aporte indígena y español, creando así una identidad gastronómica para cada región colombiana.

Es signi cativo resaltar además la relevancia de la migración árabe y europea de los siglos XIX y XX, quienes trajeron su gastronomía y la aplicaron a toda clase de platillos e ingredientes, especialmente en la región Caribe y en el Gran Santander.

La cocina nacional colombiana es diversa como su clima, sus paisajes y sus manifestaciones culturales, porque además de la fertilidad de una tierra que produce de todo, está la imaginación sin límites de expertos cocineros que cada día adicionan al sentimiento puesto en sus potajes, nuevas formas para sazonar y crear recetas.

Platos tradicionales colombianos

Muchas de las comidas más famosas suelen disfrutarse especialmente en los lugares de donde son originarias, con los ingredientes y las medidas precisas y el entorno adecuado: decoración, utensilios y apariencia nal del plato.

Así por ejemplo, la bandeja paisa propia del departamento de Antioquia y regiones aledañas, tiene como base principal el frijol cultivado allí mismo, donde las características climáticas hacen que el país sea el mayor productor del grano del área andina y el que registra más consumo en la dieta diaria.

Por su parte, el ajiaco santafereño preparado en el interior de Colombia, es una sopa a base de varias clases de papa extraídas del altiplano cundiboyacense, las guascas, el maíz y pollo campesino de la región.

Sin embargo, las artes gastronómicas con el tiempo han viajado, posicionándose en todos los rincones y, sobre todo, en las grandes capitales, en las que gracias a la generosa carta de menús también se recorre la nación.

Sabores colombianos en la cocina contemporánea

Por otro lado, la intrepidez y el ingenio de los cocineros colombianos sorprende cada vez más, gracias a su permanente estudio de la cocina, la historia y los ingredientes, para innovar en su preparación y añadir a cada nueva creación esas características que atrapan no sólo el gusto sino los demás sentidos del ser humano.

La torta de cabrito es una receta que recuerda al departamento de Santander con un producto insignia de su cocina como el cabrito, complementado con una tortilla especial de papa. El mero es una versión de los frutos del mar Caribe con la fusión del patacón, el ñame y el coco, ingredientes tradicionales de la cocina costeña. Mientras que los palmitos de Guapí son extraídos del corazón de una palma y se mezclan con mariscos y puré de bacalao, todos elementos de la costa pací ca en el Departamento del Cauca.

Además de enriquecer la carta gastronómica nacional, estos platos se convierten en productos tipo exportación que contribuyen a posicionar nuestra comida entre las más apetecidas, además de su sabor, por el alto sentido estético en su concepción, que nace incluso desde el diseño de la vajilla en la que se sirve. Sin embargo, las variaciones no riñen con la originalidad de los sabores o productos nacionales. Por el contrario, pretenden aumentar conceptos para posicionar internacionalmente la gastronomía colombiana.

PROEXPORT Colombia
Promoción de Turismo, Inversión y Exportaciones Vicepresidencia de Turismo | www.proexport.com.co

Fotos:
Carlos Sueskún | www.colombia.travel

Revistas Life

Revistas Life

Comments

No Comments Yet! You can be first to comment this post!

Write comment

Your data will be safe! Your e-mail address will not be published. Also other data will not be shared with third person. Required fields marked as *